Uno no se enamoró …

Uno no se enamoró nunca, y ese fue su infierno. Otro, sí, y esa fue su condena.

Otras citas
  • Quien de verdad sabe de qué habla, no encuentra razones para levantar la voz.

  • La riqueza consiste mucho más en disfrutar que en poseer.

  • De pequeños principios resultan grandes fines.

  • El código moral del fin del milenio no condena la injusticia, sino el fracaso.
  • Inteligencia es lo que usas cuando no sabes qué hacer.