Una palabra bien elegida …

Una palabra bien elegida puede economizar no sólo cien palabras sino cien pensamientos.

Otras citas
  • Uno no se enamoró nunca, y ese fue su infierno. Otro, sí, y esa fue su condena.

  • De pequeños principios resultan grandes fines.

  • Egoísta es quien se empeña en hablarte de sí mismo cuando tú estás deseando hablarle de ti.
  • La mayoría de las personas gastan más tiempo y energías en hablar de los problemas que en afrontarlos.

  • Todas las cosas ya fueron dichas, pero como nadie escucha es preciso comenzar de nuevo.